Todos los socios demuestran una cooperación con diversos sectores que permitirá que los productos se dirijan al grupo objetivo (los empleados en el sector turístico) y que los resultados se adapten a las necesidades del sector. La asociación se formó en torno a la idea de introducir el aprendizaje por tareas en la FP del sector específico. El consorcio del proyecto está formado por cinco organizaciones de cinco países diferentes de la UE (Eslovenia, Reino Unido, España, Rumanía y Serbia), e incluye la cooperación entre Estados miembros nuevos, antiguos y no miembros de la UE. Se ha establecido una asociación global entre las organizaciones, tomando como punto de partida la experiencia de todos los socios en la impartición de cursos de idiomas a estudiantes adultos o en la formación de educadores.